Espacio indicado para practicar yoga en casa

Cuando tomamos la decisión de adquirir una vivienda muchas veces recurrimos a un corredor inmobiliario, quien tiene conocimiento del mercado y puede cumplir las expectativas que tenemos como clientes. En algunos casos pensamos que nuestra casa ideal debe tener cierta cantidad de cuartos, una gran sala o cocina, un jardín, terraza y demás características que se adaptan a nuestras necesidades y las actividades que realizamos con regularidad. Hoy en día, muchos agentes aseguran que las personas preguntan por un espacio para la práctica del yoga ya que por lo acelerado que es la vida se necesita aprovechar al máximo el tiempo en casa.

Tenemos disponibles diferentes empresas como yoga inspiram que nos ofrecen programas completos que podemos realizar desde casa, adaptando a nuestro tiempo y destrezas para tener el máximo provecho. El espacio disponible es un factor a considerar, especialmente cuando nos creamos una rutina diaria de una hora para hacer diferentes posiciones, por lo que debemos asegurarnos de no interrumpir las otras actividades del hogar a la hora de dejar afuera el mat y algún otro elemento que se utiliza.

Debes escoger un lugar libre de distracciones, donde puedas crear un ambiente tranquilo, limpio y si tiene ventilación natural mucho mejor. Los expertos recomiendan la ropa holgada a la hora de hacer yoga, pudiendo realizar todas las posiciones sin ningún tipo de limitación, así como recomiendan que la práctica sea sin zapatos o calcetines, estando en contacto directo con la tierra, relajando el cuerpo y la mente, además evitas algún accidente.

En cuanto a los accesorios lo único que necesitas es una esterilla para yoga, una manta o una toalla con la que puedas tener un apoyo y comodidad mientras realizas algunas de las posturas en el suelo. Por el hecho de practicar yoga en casa no debemos olvidar la concentración y dedicación que se necesita, especialmente si queremos tener el máximo de los beneficios que nos ofrece. Cada vez que decidas practicar, mantén la concentración, desconecta la mente del resto de tus pensamientos relacionados al trabajo, la familia y demás para poder darle a tu cuerpo el descanso necesario.

También puedes apoyarte si no conoces las posturas o estas iniciando en el mundo del yoga con algunos tutoriales y rutinas que encuentras en internet, así como puedes combinar algunas prácticas en casa con unas en centros especializados, donde te enseñan más posturas que puedes continuar haciendo desde casa. Adapta el ejercicio a tu nivel de conocimiento y destreza, viendo poco a poco como ganas resistencia y fuerza, al mismo tiempo que mantienes la mente en un lugar mejor.

Profundizando un poco más los aspectos necesarios del espacio donde practicar yoga podemos mencionar que la ventilación, iluminación, orientación de la habitación e incluso los sonidos pueden influir en los resultados obtenidos. No tienes que estar en una playa o en un parque para poder tener una buena sesión, de la misma forma que debes considerar una iluminación natural que se adapte a tu estado de ánimo, dándote energía si practicas de día o ayudándote a relajar si prácticas de noche.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *